6 maneras de hacer que tu pequeña empresa parezca grande

 

1. Construye tu marca
El éxito de las grandes empresas es que se dan cuenta de la importancia de tener una marca de clase mundial y hacen plena utilización de su potencial. La marca es mucho más que la elección de los colores corporativos, tipos de letra o eslogan.

Un buen Branding se define mejor como la experiencia que los clientes tienen con tu negocio, por lo que tiene que ver desde la forma de vestir y la forma de contestar el teléfono o comunicarse por correo electrónico. Tu negocio puede ser pequeño, pero eso no significa que deba tener ambiciones limitadas.

2. Piensa en el nombre
Cambiar su nombre comercial no es una decisión que debe tomarse a la ligera, ya que puede tener graves consecuencias para su reputación. Sin embargo, tener un nombre comercial que diga “empresario individual” o “pequeña empresa local” dificultará seriamente tus ambiciones.

Los clientes cautivos y fieles seguirán contigo aún cambies el nombre y podría ser menos costoso perder algunos que no sumar varios nuevos.

3. Crea un mejor sitio web
En general, las grandes empresas tienen buenos sitios web. Tener el presupuesto para encargar una agencia superior ayuda.

Podrás tener una pequeña empresa, pero no hay razón por la que no se pueda tener un sitio web que cause una gran impresión. Invierte en ello.
Aunado a lo anterior, ten tu propia extensión de correos, no Gmail ni servidores gratuitos.

4. Utiliza una recepcionista virtual si no tienes presupuesto para una real
No hay nada malo en ser el dueño y a la vez el gerente de una empresa de pocas personas, pero tener que hacerse cargo de todas las tareas no es lo ideal y puede significar no poder responder a las llamadas de teléfono que pueden convertirse en ventas.

Por una cuota mensual puedes tener a “alguien” respondiendo tus llamadas con rapidez y profesionalismo y luego se te notifica por correo electrónico o de texto.

5. Obtener una dirección más impresionante
Puedes alquilar una dirección comercial en una zona más renombrada de tu ciudad. No hay nada malo en ser un negocio con base en casa, pero las empresas más grandes son administradas en grandes lugares.

6. Incorpora tu empresa
Haz tu registro como sociedad civil, incorporas diversas marcas y socios e incluso podría permitirte pagar menos impuestos y tener más provecho de tu negocio. No te olvides de buscar asesoría a un abogado o contador calificado antes de hacer planes definitivos para cambiar la estructura de tu empresa.

 

FUENTE : http://www.merca20.com

Anuncios